No me toques, ni te atrevas

NO, NO Y NO a las violaciones,
ni a cualquier abuso y agresión sexual, 
ni aquí, ni en otro lugar del mundo,
ni en la India, ni en España, 
ni en el Congo ni en Navarra.

BASTA YA. NUNCA MÁS.

Ni a mujeres, ni a hombres, 
ni a niñas ni a niños. 
Ni dentro ni fuera de la pareja, 
ni en casa, ni fuera de ella. 

DIBUJO: ELENA G. MÁRMOL

Porque tenemos derecho 
a no ser forzad@s 
y a no a ser robad@s 
de ninguna manera.

No me toques, ni te atrevas,
sea niña o niño, hombre o mujer.
¿No sabes que todo mi ser, cuerpo y alma,
es sagrado para mi, para ti, para todos...?
Y si te da igual, si no te lo crees,
trágatelo, pero no me toques.
Ni te atrevas. Ni lo intentes.

Y ustedes, ¿qué hacen mirando?
¿Por qué no les detienen?
¿Por qué no les denuncian?
¿Por qué no les paran los pies?
¿Por qué son cómplices?
¿Por qué hacen la vista gorda?
¿Por qué no hacen nada...?
¿Hasta cuándo...?

No me toques, ni te atrevas.
Quién eres tú para robarme,
quién para romper el cristal
que debe separarnos siempre.
Hay un cristal llamado dignidad
y ni tú ni nadie puede cruzarlo.

Es la hora, hace tiempo que es la hora,
de acabar con este genocidio silencioso
que barre el mundo como guerra sin fin.













1 comentario:

Maria Zulaika, Fundacion Vicente Ferrer dijo...

El primer paso es tomar conciencia de por qué las cosas son como son y cómo podrían cambiarse. Mahatma Gandhi, que murió un día como hoy en el año 1948 en Delhi, dijo una vez: “El día en que una mujer pueda caminar con libertad por la noche, ese día podremos decir que India ha conseguido su independencia”.
La verdadera libertad de un país es imposible, si parte de la población siente miedo.